JDO - Juazeiro do Norte

La bendición, “Padim”

Hablar de Juazeiro do Norte es hablar en Cícero Romão Batista, Padre Cícero, santo de devoción de los nordestinos. Allí el líder religioso habría realizado sus primeros milagros, iniciando su trayectoria que lo transformó en un mito. Hasta hoy, la ciudad es destino de romerías de millones de fieles ansiosos para conocer el lugar donde él pasó la mayor parte de su vida.

Pero Juazeiro es más que eso. A cerca de 500 km de la capital del estado de Ceará, el municipio es un importante polo productor de calzado y también tiene una rica artesanía. Forma, con las vecinas Crato y Barbalha, una verdadera metrópolis del sertão, el llamado Trio do Cariri.

El escenario cultural es muy movido, valorando tradiciones como el reisado, el forró, las payadas y la literatura de cordel.​

Las mayores atracciones están relacionadas a la figura del Padre Cícero. La gran estatua de casi 30 metros de altura es uno de los locales más visitados. El Memorial Padre Cícero recrea la historia de la ciudad, con fotos, objetos y documentos, y el Museo Vivo reúne piezas dejadas por romeros que consiguieron sus gracias.

En el circuito off-Padim Ciço, una buena sugerencia es visitar el Centro Cultural Mestre Noza, donde se encuentran esculturas de barro y madera y una muestra muy representativa de la artesanía local.

Juazeiro está localizada en una región conocida como Chapada do Araripe, que abriga un área de protección ambiental y un sitio paleontológico. No deje de hacer por lo menos una rápida visita al Crato, para conocer el Museo de Paleontología, que reúne un bello acervo de fósiles. Aproveche y vaya hasta Assaré, a 110 km, para conocer la obra de uno de los mayores poetas del sertão, en el Memorial Patativa de Assaré.

volver